top of page
  • Foto del escritorAdmin

Semana Mundial de la Lactancia Materna 2023: Hagamos que la lactancia y el trabajo funcionen.

GESTAR, PARIR, AMAMANTAR… Y VOLVER A TRABAJAR


Texto por Vanina Schoijett, de DUERMETE HANNIBAL



Luego del nacimiento de mi primera hija, volver al trabajo remunerado fue de las cosas más difíciles que me tocaron hacer. Había solicitado una licencia de 6 meses pero cuando el momento llegó, me di cuenta de que no estaba para nada preparada para separarme de ella por tantas horas. Que no era “todo lo grande” que yo creía que sería cuando, aun embarazada, organicé esa licencia. Qué poco sabía yo.


Sufrí mucho, pero volví “como lo hacen todas”. Porque si todas podían, yo también. Me compré el mejor sacaleches que encontré y empecé a practicar en casa. Pero una vez en la oficina, no todo resultó tan simple: no había ningún espacio privado para que yo me extrajera leche. Era una empresa pequeña y el baño de mujeres era uno solo. Eso significaba bloquear el acceso durante 20 minutos mientras usaba mi extractor… de pie junto a la bacha, ya que el enchufe estaba justo ahí.


Todo esto sucedió en el marco de una empresa privada, en Buenos Aires, en un contexto que podría definir como de privilegio. Y aun así encontré barreras.


Infinidad de mujeres no tienen “la suerte” de tener licencias más allá de los 2 meses y parece entonces que tienen que elegir entre ganar dinero o sostener la crianza -tan necesitada de contacto y presencia a esas edades- y la lactancia natural.



Del 1 al 7 de agosto se celebra una nueva Semana Mundial de la Lactancia Materna y este año el lema tiene que ver con esto: con apoyar a las familias que desean amamantar a sus hijos, logrando que la lactancia y el trabajo funcionen.


Más de 500 millones de trabajadoras no cuentan con leyes que protejan la maternidad y la lactancia en sus países ya que apenas el 20% de las naciones tienen por ley descansos pagados y espacios destinados para amamantar o extraer leche.


Es así que menos del 50% de los bebés menores de 6 meses reciben lactancia materna exclusiva, siendo la recomendación de la OMS, Unicef y todas las sociedades de pediatría del mundo.


La lactancia no puede ser un privilegio. Debe ser un derecho. Y los estados necesitan contar con políticas que hagan cumplir ese derecho, tanto en sectores públicos como privados, en pos de la salud a corto, mediano y largo plazo de toda la sociedad.




La Semana Mundial de la Lactancia Materna es una ocasión anual en la que se promueve la importancia de la lactancia materna y sus beneficios para los bebés, las madres y la sociedad en su conjunto. En 2023, el lema seleccionado para esta semana de concientización fue "Hagamos que la lactancia y el trabajo funcionen", poniendo el foco en la necesidad de apoyar a las madres lactantes para que puedan mantener la lactancia materna incluso cuando regresan al ámbito laboral.

En Lumma Crianza, enfocamos nuestra atención en la importancia de apoyar a las madres trabajadoras para que puedan mantener la lactancia materna sin sacrificar su vida laboral. Al promover entornos laborales amigables con la lactancia, estamos contribuyendo a la salud y bienestar de las madres y sus bebés, así como a la construcción de una sociedad más equitativa y consciente de la importancia de la lactancia materna para el desarrollo futuro de las generaciones venideras.


Aunque el lema de la Semana Mundial de la Lactancia Materna 2023 destaca la importancia de hacer que la lactancia y el trabajo funcionen, aún existen desafíos en la implementación de políticas de apoyo en todos los lugares de trabajo. Es fundamental continuar trabajando en conjunto con empleadores, gobiernos y comunidades para garantizar que todas las madres trabajadoras tengan acceso a entornos laborales que apoyen la lactancia materna.


 

Vanina Schoijett, es puericultora y docente.


Autora (Ed. Vergara 2018 - Ed. Planeta 2022)

Realiza consultas de lactancia, sueño y crianza.


Podes contactarla via en: www.duermetehannibal.com

Entradas Recientes

Ver todo

Comments


bottom of page